“Salgan del closet”…

Varios grillos panistas cerraron filas con el líder nacional -con licencia- Marko Cortés quien busca reelegirse como dirigente nacional del PAN.

Ángelo Gutiérrez, Adolfo Escobar, Julio César Hernández y Pablo Badillo, le juraron “amor eterno e inolvidable”, pero el aspirante del albiazul no debe confiarse porque tales personajes pueden darle la vuelta en cualquier momento. Fieles a su estilo.

Algunos de ellos como el actual alcalde de Apetatitlán no pueden quitarse las nahuas de su madrina política Adriana Dávila, quien busca el mismo fin, y dependiendo las preferencias y circunstancias, así será su apoyo, bajo el método de elección que sea.

Sin embargo, queda demostrado que la apizaquense remará contra corriente, principalmente, contra lidercillos de grupos minoritarios e interesados acomodaticios en Tlaxcala que se tomaron la foto «pal Face».

Por cierto, Marko Cortés deberá cuidar las formas con la senadora Minerva Hernández quien ya se definió -así lo hizo notar en la prensa nacional- con la extrema derecha al apoyar la firma de la “Carta de Madrid” con el partido español Vox.

Diga lo que diga, justifique lo que justifique la originaria de Texoloc fue por convicción propia a la reunión de legisladores con el líder de este partido Santiago Abascal.

¿Acaso el panismo apoyaría a Minerva Hernández para que sea líder estatal?… Pues de ser así que la piensen dos veces porque a Mine le gusta estar bien con Dios y con el diablo, políticamente hablando.

Y no solo por la firma de esa carta donde senadores panistas tienen como objetivo al igual que Vox de frenar el avance del comunismo, que, en su opinión, “supone una seria amenaza” sino porque las propias acciones de Mine hablan.

En la pasada contienda electoral apoyó abiertamente a los hermanos Ortiz Ortiz, para que Serafín buscara por el Partido Alianza Ciudadana (PAC), la alcaldía capitalina, aspecto que va en contra de los ideales de dicho partido.

Acción que quedó impune internamente contrario a lo que ocurrió en Tamaulipas donde a «panistas» que apoyaron a otros candidatos terminaron por expulsarlos. Adolfo Escobar y compañía también quedaron exentos de sanciones.

Y remato mi comentario sobre el PAN y los panistas con el siguiente comentario del presidente Andrés Manuel López Obrador:

“Por eso son bienvenidos a México todo el tiempo que quieran, -los de Vox- a encontrarse con los que están abiertamente definidos, pero nada de que se actúe como ‘El Yunque’ como una asociación secreta, no, fuera máscaras, salgan del clóset, o sea ya, ‘soy fascista ¿y qué?’, como decía Fidel Velázquez, ‘soy charro ¿y qué?’”, dijo.

A fajarse los pantalones…

Tal parece que al alcalde de Huamantla, Salvador Santos Cedillo, le está ganando la partida un grupo de lidercillos de ambulantes foráneos y locales que ya hicieron del centro un templo de Herodes, retomando un pasaje bíblico.

Desgraciadamente, Jorge Sánchez Jasso, dejó crecer el problema del ambulantaje, que de Apizaco de paso a Huamantla, y que ahora que Santos Cedillo quiere combatirlo le salen bravucones a querer amedrentarlo.

El presidente de este municipio tiene dos opciones: aflojarse o fajarse los pantalones. ¿Cuál prefiere?…

La violencia sigue…

Ya son varios homicidios registrados desde que asumió Lorena Cuéllar, la gubernatura de Tlaxcala, y no hay nadie que informe en la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), sobre lo que ocurre en torno a hechos violentos registrados en municipios.

¿Acaso la mandataria estatal responderá lo mismo que el presidente de México?… ¿Es producto del sistema neoliberal que nos heredaron los anteriores mandatarios?…

Hay dos de ellos, como Alfonso Sánchez Anaya y Beatriz Paredes que poco hicieron por Tlaxcala, en materia de seguridad. Qué decir Sánchez Anaya, y su subprocurador Edgar Bayardo del Villar. ¿Lo recuerdan?…

Pago a la lealtad…

La misma mandataria declaró ayer que el nombramiento de esas y esos funcionarios (diputadas /os investigados), no necesariamente fue por sus capacidades como profesionistas o especialistas en las áreas a las que llegaron.

Sino que fue un pago a la lealtad al proyecto del presidente Andrés Manuel López Obrador y desde luego, a ella misma. ¿O sea cómo?…

¿Y dónde quedaron mujeres y hombres que en verdad se partieron el alma para que ganara Lore? ¿dónde?…

Escribe Paco Conde

Un periodista apasionado tiene memoria…

Comentarios