Se dispara número de suicidios en menos de un mes

Desde que se conmemoró el pasado día en contra del suicidio promovido por la Organización Mundial de la Salud (OMS), el 10 de septiembre, en la entidad tlaxcalteca, se contabilizan de manera extraoficial siete casos de auto atentados consumados.

Y es que el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), informó que hasta el mes de agosto, en Tlaxcala se tenía una tasa de suicidio por grupo de edad en cada 100 mil habitantes de 4.1, correspondiente a la cifra oficial más actualizada.

Sin embargo, por razones hasta el momento desconocidas, la estadística se vio alarmantemente modificada por la multiplicacion de los casos que se han registrado a últimas fechas.

El 2 de septiembre pasado. en la comunidad de San Isidro Buensuceso, el cuerpo de un menor de 16 años fue encontrado colgado por aparentes problemas familiares.

El miércoles 11 de septiembre, el cuerpo de Jaqueline N. de 19 años fue encontrado en su domicilio colgado de un objeto fijo y sin una nota póstuma de las razones que la orillaran a terminar con su vida.

Al tiempo que ese mismo día, paramédicos atendieron a un joven en el municipio de Chiautempan que pretendía acabar con su existencia cortándose las venas de las muñecas, sin embargo, la pronta atención impidió el fatal desenlace.

El jueves 13 de septiembre, el cuerpo de la menor Sandrik N. fue hallado por su padre suspendido en el interior de su casa en Villalta, Tepetitla, donde hasta el momento se desconocen las causas del atentado.

El 20 de septiembre, una menor de 14 años fue encontrada por familiares en el patio de su domicilio por la noche con un disparo de arma de fuego, el cual se habría provocado ella misma, y donde pese a las patentes extrañas circunstancias se confirmó como un suicidio.

Mientras que, el 30 de septiembre el cuerpo de Mario N. de 18 años fue encontrado suspendido de un árbol en terrenos aledaños a un campo deportivo en el municipio de Tocatlan.

Por otro lado, el primero de octubre, una menor de apenas 14 años tomó la puerta falsa y optó por colgarse de un objeto fijo en su domicilio, ubicado en el municipio de Tepeyanco, sin dejar un mensaje póstumo.

Finalmente, el jueves de la semana pasada, Luis N. quien padecía una enfermedad terminal determinó poner punto final a su padecimiento y aprovechó un descuido de sus familiares para colgarse en su domicilio en San Pablo del Monte.

Quitarse la vida es una de las principales causas de fallecimiento entre la población joven de 15 y 29 años de edad, señaló la Secretaría de Salud (Sesa) federal, a propósito de este diez de septiembre Día Mundial de la Prevención del Suicidio.

Alfredo GONZÁLEZ/ Redacción

Comentarios