Ángelo, un pobre político… 

Está claro que los panistas no están aptos para convivir entre ellos, y tan claro está que las traiciones, los dobles discursos, los golpes bajos, el fuego amigo está a la orden del día por la disputa del poder y de intereses que sólo saben ellos que son legítimos o ilegítimos, pero en que el terreno del orden público y de lo popular les impactan.

Lo anterior no es nuevo, pero la disputa por cargos de representación popular y de espacios que tienen que ver con lo financiero ha sido el centro de la disputa entre algunos panistas y grupos que no dejan de golpetearse en lo político sino en lo mediático. 

Muchos pensaban que solamente eso pasaba entre los las filas perredistas de la entidad, esas tribus que no paran de pelear por las mismas canonjías que da el mismo poder político, sin embargo, los panistas los han superado al grado de que se arrebatan dichas posiciones en la máxima tribuna del estado, en complicidad con algunos legisladores del PRI, PRD, PT, PVEM, PAC y Movimiento Ciudadano. 

Simplemente, las declaraciones de la senadora Adriana Dávila Fernández -quien hizo un retorno a la vida pública- con la espalda en la mano tuvo una repercusión dentro de los pasillos de Acción Nacional, lo que derivó en la remoción de Ángelo Gutiérrez Hernández, como presidente del Comité de Administración. 

Y lo anterior no es casual porque al originario de Apetatitlán, le aplicaron agua de su propio chocolate, pues acumuló varias cosas, por lo que fueron sus propios “compañeros” quienes le asestaron un golpe político y mediático.

Al legislador le cerraron la llave del agua y ahora deberá acostumbrarse a llegar a una simple oficina, lejos de aquellos lujos que se llegó a dar en una oficina que decoró -dicen las lenguas de doble filo- con el opinión de una fémina. Gutiérrez Hernández va de escándalo en escándalo en su vida personal y pública, y no entiende que su cargo tiene hora y fecha. 

Esta rara historia la han escrito algunos actores panistas, por lo que las horas más complicadas están por venir, pero lo cierto es que hay rumores de que los diputados locales del PAN, desconocerán a Ángelo Gutiérrez en las próximas horas, por lo que habrá que estar atento a tales versiones.

Por lo pronto, Humberto Macías, Julio César Álvarez García, Roberto Zamora Gracia y Gilberto Temoltzin Martínez están unidos y están en posibilidad de propinarle otro golpe político a Gutiérrez Hernández quién va de fracaso en fracaso. Son ciertas las palabras del extinto priísta, Carlos Hank de que “un político pobre, es un pobre político”. Tiempo al tiempo.

Una pregunta pal diputado ¿A poco su salario le da para comprar una camioneta de 859 mil pesos?… 

Comentarios