Candidatos tienen redes sociales, “sin saber para qué”

Ocho da cada diez usuarios de internet tienen una cuenta en redes sociales. Lejos de entender el comportamiento de las tecnologías de la información y la comunicación que les reditúe un nicho para un mejor desempeño político, los candidatos del Tercer Distrito Electoral difieren muy poco de las primeras demarcaciones ya analizadas por este medio.

El análisis realizado en los perfiles de Facebook de los candidatos (en la primera semana de las campañas) desvela que tanto los aspirantes como sus respectivos equipos están en pañales en un área que ha definido, en los últimos años, elecciones o movimientos sociales en todo el orbe.

Las páginas visitadas acusan improvisaciones, descuidos, desatenciones, escases de ideas o propuestas… incluso se percibe un dejo “contar con una red social sin saber para qué”.

Según el V Estudio Anual de Redes Sociales, elaborado por el consorcio IAB Spain Research (2014), el uso de las redes sociales ha mostrado un crecimiento constante en los últimos años; por ejemplo, en 2009, el 51% de los usuarios las usaban. Para 2010, la cifra creció 37% en relación con el año anterior y para ese año, el 70% de los usuarios de internet disponían de una cuenta en una red social. Un año más tarde, el 75% de los internautas hacía uso de estas nuevas tecnologías.

En 2012 y 2013, la cifra se mantuvo estable en 79%. Es decir, que prácticamente 8 de cada diez usuarios de la red mundial dispone de una cuenta en alguna red social.

En España, donde se ha realizado este estudio, Facebook es conocido por el 99% de los usuarios de las redes sociales; le sigue Twitter que tiene una penetración del 92%; Youtube está en la mente del 88% de los internautas; Google se encuentra en cuarto sitio al permear en el 75% de los usuarios.

Según el estudio, Facebook, Twitter y Youtube es el primer grupo de redes; el segundo está integrado por Google y Tuenti (una red escasamente conocida en México), y el tercer grupo –que al menos el 50 de los usuarios conocen– está integrado por Instagram, LinkedIn, MySpace, Badoo y Spotify.

Son los jóvenes de entre 18 y 30 años los que destacan en el conocimiento de las redes sociales de manera global.

El estudio, explica que las redes sociales más visitadas son Facebook (con el 94%) y Youtube (68%), en virtud de ser las que más tiempo llevan en el mercado. Twitter es visitado por el 49% de los usuarios y Google por el 41%.

Según, el comportamiento del público español (que difiere poco del mexicano), Facebook, Youtube y Twitter son las redes sociales a las que se le dedican más tiempo a la semana; en promedio, el cibernauta ibérico pasa en Facebook 4.84 horas, mientras que a Youtube dedica 3.62 horas y a Twitter 3.42 horas a la semana.

De acuerdo con los datos del informe citado, Facebook es la red social que permite una mayor penetración de marcas con un aprovechamiento del 93% mientras que Twitter permite una penetración del 20% y Youtube del 9%.

Con estos datos, nuestros políticos se muestran no sólo ignorantes, sino incapaces, para explotar este recurso en su favor e inclinar la campaña en beneficio propio. Veamos, pues el manejo de las redes sociales en el distrito faltante.

Tercer Distrito

Curiosamente, en esta demarcación existen once personas que aspiran al mismo cargo, en virtud de que aquí existe un candidato independiente. Y todos incurren en los mismos errores, sin distinción de partido: poco cuidado en las publicaciones, desprecio a un electorado que, además de inteligente, ha ido creciendo de manera constante, y una forma de hacer política a la vieja usanza.

Los contenidos, muy básicos, poco aprovechan el espacio y lo económico que resulta el uso de las redes sociales. Pero no sólo eso. En este distrito se concentra el mayor número de candidatos que no cuentan con una red social: 4, que representan el 37% de los aspirantes. Pero veamos el comportamiento de cada uno.

Partido Acción Nacional / Lilia Caritina Olvera Coronel

Esta candidata refleja un absoluto respeto a sus contrincantes y se centra en ella como candidata, aunque poco transmite sobre su quehacer, sus ideales, su oferta. Con el uso de la tecnología, esta candidata maneja las fotografías con un sentido más elaborado e incluye mensajes que refuerzan su campaña mediática y reafirma su convicción por el partido que la postula. Llama la atención que esta candidata emplea la red social para difundir boletines de su campaña.

Vale citar que Olver Coronel tiene una gran cantidad de publicaciones sobre su campaña. Se centra en difundir aspectos de sus reuniones de campaña, así como algunas reflexiones sobre aspectos importantes que le preocupan como persona.

Sin embargo, quien haya asesorado a Lilia Olvera Coronel en las imágenes de su perfil de Facebook, no le hizo favor alguno. Por ejemplo en la foto de perfil se nota una mala edición de photoshop y no se nota cuidado en la imagen de la persona, pues tanto el maquillaje como el peinado se notan desaliñados.

Por lo que se refiere a la foto de portada se observa un mayor cuidado en su elaboración al tomar en cuenta algunos aspectos de la imagen institucional de su partido.

Aunque con un toque informal, siempre se la ve con camisa y sombrero usando colores que aluden a su partido político. Siempre aparece bien vestida, en términos generales.
No redacta sus publicaciones. Al manejar imágenes exclusivamente, en las cuales se incluyen breves mensajes, la candidata no externa sus opiniones, puntos de vista o propuestas.

Son pocas las publicaciones en las que añade un pie de foto. Por sus publicaciones se puede creer que alguien más, y no ella personalmente, maneja la página de esta candidata.
Su lenguaje es sencillo y claro. No se observan vicios en la redacción y la puntuación hace que las ideas sean claras y concretas.

No interactúa, incluso cuando el ex gobernador de Tlaxcala, Héctor Ortiz Ortiz le postea lo siguiente: “Lilia Caritina. Mucho exito. El apoyo personal y muchos de mis amigos y familiares. Con usted .Su esfuerzo y trabajo como siempre, son garantía de triunfo” (sic), la candidata no responde.

No emplea los hashtag como tales aunque en sus imágenes si insiste en algunas frases especiales: Cambiemos el rumbo, con buenas ideas, con pasión al trabajo. Así es como busca convencer a los seis mil 749 seguidores que tiene en esta red social.

Partido Revolucionario Institucional / Ricardo García Portilla

Con un estilo de vestir que luce impecable, este candidato siempre aparece con camisa blanca con el logotipo de su campaña con pastalón de vestir y, para protegerse del sol, una gorra roja para reforzar la imagen corporativa.

Con una audiencia de tres mil 492 usuarios, García Portilla busca convencer en su página de Facebook con etiquetas como: #PorTiCalpulapan #CercanoALaGente #SomosUnEquipo #PorTiNanacamilpa #PorQueTeEscucho #RecorridoZaculapan #Zacualpan.

Sin embargo, este manejo de los hashtags pocas veces tiene un criterio para uniformar este recurso y aprovecharlo para crear una dinámica más ágil.

A pesar de que, a diferencia de muchos otros candidatos, este cuenta con una gran cantidad de comentarios por parte de sus seguidores, no hay retroalimentación a las muestras de afecto que le dejan en su perfil.

Se comunica con sus seguidores con un lenguaje que busca ser sencillo, sin tantas complicaciones. Y al usar mensajes muy breves, incluso se ve en la posibilidad de no emplear signos de puntuación. La redacción de sus publicaciones es muy breve, y concreta.

Ricardo García no muestra comentarios negativos hacia sus contrincantes o hacia otros partidos; pero tampoco busca reforzar su imagen y la de su partido. Además de fotografías que van acompañadas por su respectivo pie de foto, también se anima a publicar vídeos sobre momentos de su gira por el distrito 3.

Cabe mencionar que en el caso de este candidato sus fotografías fueron hechas con mucho profesionalismo ya que se cuidan aspectos como la composición, la iluminación, y el contexto.

Se concreta a publicar aspectos propios de su campaña proselitista en su recorrido por el distrito que busca representar. De igual manera publica algunas efemérides da carácter partidista.

Al entrar a la página de este personaje, llama la atención su imagen de perfil: una foto impecable con un sentido claro… que choca con la imagen de portada, deficiente, sin chiste y con mucho espacio desperdiciado, que no se uniforma con la de su correligionaria Rosalinda Muñoz.

Partido de la Revolución Democrática / Federico Orea Albarrán

Este representante de la izquierda mexicana se concreta en publicar únicamente fotografías, algunas de las cuales presentan el tratamiento de imagen corporativa que se aprecia con los otros candidatos de los distritos uno y dos. Por cierto, la calidad técnica y compositiva de sus imágenes es de buena calidad y con un alto sentido comunicativo.

En su perfil de la red social el aspirante a una curul no hace referencia a ningún partido ni a ningún candidato. Prácticamente se concentra en presentar algunas imágenes que ilustren su campaña por los lugares que recorre; ocasionalmente comparte a través de su muro de la red social “algunas notas informativas que algunos medios me han hecho favor de publicar”…

La foto de perfil de este personaje es un buen trabajo para promoción de un político; técnicamente está bien elaborada y permite identificar al personaje. Demerita, sin embargo, la foto de portada que, tiene una deficiente resolución, está mal encuadrada y no identifica la labor del candidato ni al partido al que pertenece.

Respecto de su vestimenta, Orea Albarrán viste con comodidad (mezclilla y playera o camisa) lo hace de manera pulcra; en algunas ocasiones porta una chamarra tipo sport, que no desentona con su modo particular de vestir.

El lenguaje que emplea este candidato es formal, sencillo y directo. No hace uso de altisonancias o palabras en doble sentido. Su redacción es clara y concreta y logra transmitir su mensaje, el cual se ve empañado por un inadecuado uso de los signos de puntuación.

Difícilmente se puede apreciar alguna interacción con quienes visitan su muro; curiosamente es el candidato del que existen pocos comentarios en sus publicaciones; cuando logra responder algún comentario lo hace usando, mecánicamente, la fórmula #TuVozEsMiVoz y #JuntosHacemosElCambio.

En su página virtual acumula 967 seguidores, a quienes busca llegar de dos etiquetas ya mencionadas: #TuVozEsMiVoz y #JuntosHacemosElCambio.

Partido del Trabajo / Angélica Carreto Padilla

Esta candidata apenas logra reunir a 600 seguidores, a quienes se dirige con un lenguaje formal, sencillo y básico (no se pueden obtener más datos, debido a lo breve de sus publicaciones). A su auditorio, la política se dirige con una redacción muy breve y básica. Se limita a escribir fecha y lugar con un muy breve colofón sobre la respuesta de la gente.

No se observan fallas en su redacción, ni en ortografía ni en puntuación. Se puede observar una tímida interacción con los visitantes a su página; con quien le muestra algunas palabras de aliento responde en tono afectuoso y agradecido, pero cuando hay un cuestionamiento (planteado con absoluto respeto) no contesta.

Se concentra en publicar aspectos de su recorrido por las comunidades y municipios del distrito al que aspira representar. No obstante, son pocas las imágenes que sube a la red social, lo que genera la impresión de que es muy poco el trabajo que realiza.

Las publicaciones que hace en su muro de Facebook están inundadas de fotografías; escasamente un video promocional del partido (es el mismo que se difunde en la pauta televisiva) y algunos anuncios que enfatizan el partido al que representa. Por cierto hay un buen manejo de la imagen, lo que indica que va a acompañada de un fotógrafo profesional.

No hace la menor referencia a candidato o partido de la oposición. Pero tampoco se concentra en hablar del suyo o de su propuesta política.
La de Angélica Carreto es quizá una de las cuentas que mejor promociona el perfil de una persona pública. La foto de perfil está bien lograda y favorece la imagen de la persona, aunque incluye el logotipo del partido representado.

En el caso de la foto de portada, salvo por algunos detalles en la composición, es limpia y clara.
Si bien se presenta con mezclilla, tenis y blusas, si estilo no se ve tan desenfadado. Logra verse impecable y con buena presencia que refuerza con un sombrero.

Partido Verde Ecologista de México / Grisell Apanécatl Ramírez

No se encontró perfil de ninguna red social ni página web.

Partido Nueva Alianza / J. Carmen Corona Pérez

Con diez mil 159 seguidores podría decirse que es el político más éxitos en redes sociales de los 31 que aspiran a ganar la contienda del siete de junio. A este universo, el candidato quiere motivarlos a un pensamiento específico a través de etiquetas como #DecidamosAvanzar, #Turquesa, #Españita, #DecidoJCarmen, #Mazatecochco; estos hashtags son empleado, empero, sin cuidado, sin orden y sin propósito.

De los 31 candidatos a ocupar un sitio en San Lázaro, este es el único que tiene, además de su perfil de Facebook, su cuenta de twitter (@JC_Corona) y su página web (www.jcarmen.mx).
Esa es la razón por la que su foto de perfil está muy cuidada en los aspectos técnicos y comunicativos. También su foto de portada luce llamativa, dinámica y bien lograda, con la que comunica el respaldo de un voto duro que será difícil de vencer en las urnas; sin embargo, trasluce la megalomanía del candidato.

Maestro de profesión y ex dirigente magisterial, Corona Pérez aparece impecablemente vestido, siempre con una camisa blanca que lleva el logotipo de su partido y la frase “decidamos a avanzar” (en la espalda con letras muy visibles), mezclilla y zapato de vestir.

El lenguaje que emplea para comunicarse con sus correligionarios y seguidores es formal (se distingue del resto porque no es tan básico) y su redacción es muy clara, directa y eficaz; al final de cuentas deja entrever sus orígenes magisteriales.

Los temas que más publica son los relativos a sus actividades cotidianas, algunos puntos (que aparecen tímidamente) sobre su proyecto político, algunas reflexiones dedicadas a algún sector social en particular, y enlaces de noticias que hacen referencia al candidato. Se observa, sobre este punto que tras la labor del político hay un equipo profesional que maneja con absoluto cuidado sus imágenes y publicaciones (véanse que muchas fotografías fueron editadas y llevan una clara imagen corporativa).

Al igual que sus contrincantes, J. Carmen Corona no interactúa con sus seguidores, no obstante a que cuenta con comentarios nutridos en sus publicaciones, por medio de las cuales le muestran su apoyo y adhesión a la causa que encabeza,

De igual forma no se fija en el trabajo de sus contrincantes de campaña y con un poco de idea, busca emitir, ocasionalmente, algunos mensajes que dejen en claro el sentido, ideología, misión y visión de su partido. De igual manera, apenas asoma un pequeño esbozo sobre su propuesta política y agenda legislativa.

Partido Movimiento Ciudadano / Refugio Rivas Corona

No se ve interés por hablar de otros políticos o de otros partidos, pero de igual manera no se ve intención de hablar de sí mismo ni de su partido.

Viste de manera impecable; siempre pantalón de vestir, camisa (puede ser naranja o de otro color) y chamarra. Lo hace con sencillez pero tratando de que su presencia ante el electorado sea agradable.

Para llegar a sus ocho mil 857 seguidores, se comunica con un lenguaje formal, aunque sencillo y eficaz. El estilo de redacción de este profesor es directo y sencillo; si bien es cierto que se observan algunas faltas de ortografía es muy probable que sean producto del corrector ortográfico de su dispositivo electrónico por el que comparte sus publicaciones.

Sin embargo, no interactúa de ninguna manera con quienes visitan su perfil y hacen comentarios, pese a que en no pocas publicaciones existen muestras de adhesión a la causa de este personaje.

Trabaja No se ve interés por hablar de otros políticos o de otros partidos, pero de igual manera no se ve intención de hablar de sí mismo ni de su partido.

Viste de manera impecable; siempre pantalón de vestir, camisa (puede ser naranja o de otro color) y chamarra. Lo hace con sencillez pero tratando de que su presencia ante el electorado sea agradable.

Para llegar a sus ocho mil 857 seguidores, se comunica con un lenguaje formal, aunque sencillo y eficaz. El estilo de redacción de este profesor es directo y sencillo; si bien es cierto que se observan algunas faltas de ortografía es muy probable que sean producto del corrector ortográfico de su dispositivo electrónico por el que comparte sus publicaciones.

Sin embargo, no interactúa de ninguna manera con quienes visitan su perfil y hacen comentarios, pese a que en no pocas publicaciones existen muestras de adhesión a la causa de este personaje. Se limita a trabajar con tres etiquetas: #SobranRazones #YoVoyConCuco #MovimientoNaranja.

Invariablemente publica algunas fotografías que son capturadas con buena composición y técnica visual (iluminación, planos, contrastes). Incluso algunos pensamientos que el personaje comparte están elaborados a manera de fotografías.

Sobre este punto en particular, Refugio Rivas se concreta en publicar breves momentos de su campaña recorriendo los municipios del distrito 3. Aunque cuenta con muy pocas publicaciones, varía su trabajo proselitista con algunos pensamientos que reflejan el modo de pensar y sentir de este docente metido a político.

Simple en su presentación, este personaje cuenta con una foto de perfil limpia y técnicamente bien lograda, con una intención comunicativa específica; no obstante lo que se gana con esta presentación, se pierde con la foto de portada que además de ser muy sencilla, destaca monotonía.

Partido Movimiento Regeneración Nacional / Ana Lilia Rivera Rivera

No se encontró perfil de ninguna red social ni página web.

Partido Humanista / Lourdes García Popócatl
No se encontró perfil de ninguna red social ni página web.

Partido Encuentro Social / Luciana Morales Vicenteño
No se encontró perfil de ninguna red social ni página web.

Candidato Independientes / Daniel Romero López

Como candidato independiente, la imagen que ofrece a través de su cuenta de facebook es deficiente. La imagen de perfil, una selfie capturada en un centro comercial, tiene mucho ruido para los propósitos de una campaña electoral. No existe foto de portada que permita identificar al candidato como tal.

Publica poco contenido sobre su campaña; se centra en publicar propaganda personal (a manera de imágenes o videos? Y complementa sus actividades en la red social con algunas publicaciones de medios informativos que comparte a través de su muro.

No se trata exclusivamente de fotografías (por cierto, las de campaña, con muy baja calidad en todos los sentidos -iluminación, composición, contenido-), así como videos (caseros, elaborados a partir de fotografías).

Al ser un candidato que no concuerda con el sistema partidista imperante en el país, es obvio y natural que no comparta las formas y contenidos de otros institutos. Sin embargo, no lo hace de manera grosera y siempre desde un punto de vista muy general.

Siempre viste de manera impecable. El pantalón puede variar entre mezclilla y de vestir, pero siempre aparece enfundado en una camisa blanca.

Casi no escribe en sus publicaciones. Cuando lo llega a hacer lo hace limpiamente y con estilo sencillo pero claro y respetuoso. Su lenguaje siempre es formal y limpio.

No hay interacción con sus 447 seguidores, los cuales, por cierto no hacen comentarios sobre las publicaciones del candidato. La forma de llegar a sus lectores es mediante las etiquetas: #EstamosHaciendoHistoria y #SinNingúnCompromisoConPartidosPolíticos.

Clarke, Javier. (2014) V Estudio Anual de Redes Sociales. España. Mobile & New Media. [en línea] Disponible en www.iabspain.net/wp-content/uploads/downloads/2014/04/V-Estudio-Anual-de-Redes-Sociales-versi%C3%B3n-reducida.pdf

REPORTE ESPECIAL: Edgar R. Conde Carmona

Comentarios